Costa Rica adpata al cambio climático sus actividades agroproductivas

Costa Rica adpata al cambio climático sus actividades agroproductivas

El Ministerio de Agricultura y Ganadería dio a conocer esta semana el Programa Nacional de Financiamiento para adaptar fincas al cambio climático, mediante el cual las doce actividades agroproductivas de mayor extensión territorial en el país podrán transformar sus sistemas productivos para mitigar riesgos. Las fincas que estén adaptadas tendrían un descuento hasta de un 40 en sus seguros.

El programa contempla la colocación de $10 millones por parte del BAC, Fundecooperación y los Bancos Nacional y de Costa Rica con recursos propios o del SBD para proyectos de adaptación y mitigación de fincas al cambio climático en todo el país.

“Muchos son los espacios donde se dice que los productores deben tomar medidas para adaptarse al cambio climático, para minimizar riesgos y vulnerabilidad, pero en ninguno de esos espacios se ha dicho aquí está la plata para que lo haga. Pero hoy estamos aquí el MAG, el INS y el Sistema Financiero Nacional extendiendo la mano a las personas productoras, diciendo, nosotros apoyamos”, dijo.

Al programa tendrán acceso las personas o empresas productoras de banano, café, papa, piña, arroz, yuca, caña de azúcar, frijol, palma, y aquellas con actividades ganaderas, avícolas y porcinas. Estas doce actividades son las de mayor extensión territorial en el país y tienen -en promedio- siete posibles medidas de adaptación.

Las acciones de adaptación de cada cultivo fueron identificadas en 2017 por el Centro Agronómico Tropical de Investigación y Enseñanza (CATIE), el cual, luego de determinar las medidas por cultivo, cuantificó los costos por hectárea para la implementación.

Con esta cuantificación se construye el programa de financiamiento a través del Banco Nacional de Costa Rica, del Banco de Costa Rica, del BAC Credomatic y Fundecooperación. La forma de pago será establecida de acuerdo a los ciclos productivos de la actividad.

Una vez que las fincas estén adaptadas con las medidas establecidas por el programa, las pólizas de riesgos del INS tendrían un descuento hasta de un 40%, porque la finca está mitigando los riesgos y la vulnerabilidad climática de sus actividades productivas.

El Programa incluye financiamiento a corto, mediano y largo plazo y guías con medidas de adaptación al cambio climático por cultivo, que el MAG tendrá a disposición en su sitio web de manera gratuita para las familias productoras.

Sistema Pastoreo Racional

También se puso en marcha el Proyecto Sistema Pastoreo Racional, el cual durante este año se implementará en 277 fincas ganaderas de la región Chorotega, a fin de lograr un alto impacto en la productividad, un alto potencial de mitigación de gases de efecto invernadero y, a la vez, son fincas que se adaptan a las condiciones secas que imperan en la zona.

El Plan de Inversión contempl la instalación de un módulo con 34 apartados en 100 fincas de 5.5 hectáreas cada una y en 177 fincas de 10 hectáreas cada una, para un total de 277 módulos de aparto con cerca eléctrica, alimentada con energía fotovoltaica y la instalación de abrevaderos y saladeros para el ganado en fincas ganaderas de los 11 cantones de Guanacaste, afectadas por el Fenómeno del Niño 2014, 2015 y 2016, para una cobertura total de pastoreo de 2.425 hectáreas.

“En el sector agropecuario nos hemos comprometido con la mitigación y la adaptación al cambio climático. Estas fincas son ahora son más resilientes a las condiciones de sequía, capturan más carbono y son más productivas porque los costos disminuyen. Además, los productores pueden prever las condiciones del clima y enfrentarlas con herramientas adecuadas”, destacó Renato Alvarado, Ministro de Agricultura y Ganadería.

La tecnología que se pondrá en marcha a través de la instalación de los módulos de aparto, permitirá a los beneficiarios evitar elsobrepastoreo en los potreros y la invasión de malas hierbas, degradación de los suelos y la baja productividad de los pastos; además se favorece el encuentro del pasto y el ganado de forma tal que el pasto recibe un periodo adecuado para recuperarse, el ganado recibe a cambio una pastura abundante y renovada y el suelo permanece en pastoreo menos veces al año con cargas animales mayores y como consecuencia hay menos pisoteo y más excretas lanzadas al suelo.

Por otra parte, permite el aumento en la materia orgánica del suelo, mejor cobertura, menor riesgo de erosión, más tiempo entre pastoreos para la mineralización y por ende mayor vigor en el crecimiento de los pastos, lo cual permite una mayor carga animal, y mejor estado nutricional de los animales debido a una mejor digestibilidad de los pastos. Desde el punto de vista productivo, se espera, incrementar la capacidad de carga animal, y en el plano ambiental se reduce la erosión y se incrementa al carbono en suelo.

Fuente: https://www.comunicarseweb.com

Otras Fuentes

http://sirse.info
A través de "Otras fuentes" publicamos artículos relacionados de otros medios, notas de prensa, o artículos de usuarios no registrados en sirse.info
Otras Fuentes

Escribir Comentario

<