Solo el 1% de las empresas toman medidas de «mejores prácticas» en materia de deforestación

Solo el 1% de las empresas toman medidas de «mejores prácticas» en materia de deforestación

Los datos se desprenden del informe “ El esfuerzo colectivo para poner fin a la deforestación” elaborado por CDP, el cual evalúa la muestra de 553 empresas declarantes frente a 15 indicadores clave de rendimiento (KPI) que las empresas deberían tomar para hacer frente al tema. Estos incluyen la supervisión a nivel de la junta; establecer una política pública sólida de no deforestación; metas ambiciosas; un sistema robusto para controlar, monitorear y verificar el cumplimiento de las políticas relacionadas; e involucrar a los proveedores en métodos de producción sostenibles.

El mundo empresarial finalmente está despertando a la deforestación, pero el progreso es demasiado lento y la ambición demasiado baja, con solo el 1% de las empresas demostrando las mejores prácticas, según los nuevos datos publicados por CDP.

Las empresas declarantes identificaron un total de 53.100 millones de dólares de riesgos derivados de la deforestación, como una mayor severidad del clima extremo y cambios en las preferencias de los consumidores. Las empresas estimaron que costaría un total de solo 6.600 millones de dólares para abordar estos riesgos, lo que muestra un sólido caso comercial para la acción.

La acción general es demasiado baja, pero el 93% de las empresas analizadas ahora están tomando al menos una medida aceptada por la industria para proteger los bosques, como tener una supervisión a nivel de la junta de los problemas relacionados con los bosques por parte de los tomadores de decisiones clave. CDP señala que esto es bienvenido pero no suficiente para poner fin a la deforestación.

Hemos perdido 10 millones de hectáreas de bosque cada año desde 2015. La destrucción de los bosques vitales del mundo plantea enormes riesgos para el clima, la naturaleza, la economía y también aumenta el riesgo de futuras pandemias, ya que la actividad humana invade los hábitats de la vida silvestre y entra en contacto con virus zoonóticos. Los riesgos son grandes, pero existe un sólido argumento comercial para las empresas que se abastecen de materias primas de manera sostenible y toman medidas para proteger los bosques. Un puñado de empresas están liderando el camino; ahora necesitamos que todos sus pares nos sigan«, afirma Sareh Forouzesh, Director Asociado de Bosques de CDP.

Las comparaciones entre los productos básicos muestran que el ganado y la soja generalmente se comportan peor entre los productos básicos que causan la deforestación tropical más comercial, en los 15 KPI. Por ejemplo, mientras que el 18% de las empresas que utilizan aceite de palma están avanzando hacia objetivos de trazabilidad / certificación suficientemente ambiciosos o los han alcanzado y el 15% lo hace para la madera, esto se reduce al 9% y al 8% de las empresas para el ganado y la soja, respectivamente. Además, ninguna empresa está clasificada como la mejor práctica (tomando casi todas las acciones relevantes de los 15 KPI) para el ganado o la soja.

La acción ha sido más fuerte entre las empresas que producen o utilizan aceite de palma, donde el 98% de las empresas están tomando al menos una medida aceptada por la industria para abordar la deforestación. El aceite de palma ha sido objeto de campañas públicas de grupos de la sociedad civil y consumidores en los últimos años que podrían haber contribuido al progreso, ya que las empresas ven el aceite de palma vinculado a la deforestación como un riesgo para la reputación.

CDP identificó que solo el 1% de las empresas declarantes estaban adoptando medidas de «mejores prácticas» para proteger los bosques en sus cadenas de suministro. Esto equivale a sólo cuatro empresas pioneras: la empresa sueca de higiene y cuidado personal Essity; el gigante francés de la cosmética mundial L’Oréal; la multinacional estadounidense de repostería Mars; y la empresa suiza de procesamiento y envasado de alimentos Tetra Pak.

El número de empresas que divulgan datos sobre los impactos de sus bosques ha crecido sustancialmente en un 27% en 2020, a petición de inversores y clientes. El informe se basa en las 553 empresas que informaron sobre al menos un producto a través del cuestionario de bosques de CDP en 2020.

Otras Fuentes
Categorias: Medio Ambiente, Noticias

Escribir Comentario

<